Si gano al billar, quiero un masaje con final feliz

Los dos se han planteado un reto muy húmedo, y es que jugando al billar se han apostado que el que gane recibirá un masaje por parte del otro, ganando de forma evidente la morena, experta en billares que va a recibir un masaje de su amigo, quien finalmente al ver el cuerpo desnudo de la jovencita finalmente va a ceder a sus deseos y follársela salvajemente en la camilla, disfrutando del coño de la morenita viciosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *