La jovencita Verónica Rodríguez solo tenía 18 añitos, pero estaba en una edad en la que se fijaba mucho en los hombres, sobre todo si eran mayores que ella como su profesor de gimnasia, un apuesto francés llamado Manuel Ferrara, al cual le tiró los trastos y en un plis plas se les fue de las mano la situación a los dos y terminaron follando. Si la chica llega a saber que la polla de su profesor era tan grande quizás se lo hubiese pensado mejor antes de quitarse las braguitas.

⇓ Descargar Vídeo HD